6.4 C
Trelew
jueves, julio 18, 2024

Pese a los actos de vandalismo y al robo de cables, la Cooperativa Eléctrica apuesta a optimizar el alumbrado en barrio Constitución

El barrio Constitución parece ser el punto elegido por los malvivientes para vandalizar el sistema de alumbrado público en forma reiterada, pese a los esfuerzos de la Cooperativa Eléctrica de Trelew para sostener el servicio en ese populoso sector de la ciudad.

En esta oportunidad, autores desconocidos destruyeron parte de los equipos de comando del alumbrado público en el Sector G del conglomerado barrial, en tanto que en el Sector E robaron 200 metros de cable.

Estos hechos repudiables fueron detectados por personal del sector de Energía de la Cooperativa Eléctrica, mientras realizaba intervenciones para solucionar los problemas de alumbrado sobre las arterias del barrio, en respuesta a reclamos de vecinos del lugar.

El Ing. Hugo Ayestarán jefe operativo de la Gerencia de Energía, lamentó lo acontecido, y señaló que este tipo de atentados y robos son recurrentes, haciendo hincapié en que mantener el servicio demanda la reiterada afectación de recursos económicos y humanos, lo que no sólo perjudica a la Cooperativa, sino también a los vecinos del barrio.

Indicó que el accionar de los vándalos entorpece el desarrollo de los trabajos planificados para el sector ya que “estábamos mejorando el alumbrado, instalando led en los accesos de vehículos en cada uno de los sectores y tratando de llevar a un estado normal la iluminación de los patios internos y pasillos. Ahí es donde nos está costando más, porque hay mucho más vandalismo”.

Acerca de la asiduidad con que se registran hechos de esta naturaleza, sostuvo que “por lo menos dos veces por semana hay un problema general. Y no hablamos de un foco, sino de la salida de servicio de dos o tres circuitos. Son seis sectores y una vez a la semana hay que venir a alguno de los sectores por un problema general. Es una problemática muy grande la del barrio Constitución”.

Respecto del perjuicio que generan los robos y actos de vandalismo, el profesional explicó que “esto afecta los recursos económicos, porque hay que reponer el cable y los elementos que rompen. Estamos utilizando cable de aluminio para que no lo roben, porque el de cobre tiene más valor de venta, pero lo roban lo mismo”.

Resaltó que “el cable de aluminio que usamos para las secciones que se usan para alumbrado se hace a medida y el proceso de aprovisionamiento por ahí demora 90 días”.

Finalmente hizo notar que el accionar de los vándalos se suma a la obsolescencia de la infraestructura que data de los años 70 y que fue “diseñada con criterios técnicos anticuados. Además, hay invasiones de los vecinos sobre el espacio público por lo que cada vez se complica más acceder a los lugares para poder mantenerlo”.

Por su parte, el vicepresidente de la Cooperativa, Jorge Lincheo, puntualizó que “vinimos a recorrer el Sector G para ver unas reformas que estamos haciendo para mejorar el alumbrado público, y nos encontramos con las fotocélulas vandalizadas”.

“Veníamos con otras expectativas a ver el avance de lo que estamos haciendo desde hace dos semanas en este sector y nos encontramos con que tenemos que volver a foja cero” subrayó, explicando que las fotocélulas fueron rotas a pedradas, “con la intención de dejar sin iluminación a las Mil Viviendas”.

Lincheo puso en relieve que “desde hace tiempo nos venimos reuniendo con los vecinos, que nos plantean siempre la misma inquietud. Nosotros estamos trabajando para mejorar el sistema de alumbrado público, pero no logramos el objetivo de mantener esto entre todos. Por eso tenemos que armar una reunión con los vecinos para entre todos cuidarlo, porque ellos son los que conviven acá y los que son perjudicados por la falta de alumbrado”.

“Los vecinos nos reclaman por la falta de iluminación. Nosotros venimos normalizando eso, reponiendo muchos metros de cables robados, reemplazando las luminarias que son bastante antiguas, pero ese esfuerzo no sirve de nada si no lo cuidan ellos que son parte de este complejo”, dijo, añadiendo que “tenemos un buen diálogo con ellos, pero nos falta eso de trabajar en conjunto, que los vecinos, los niños y los adolescentes se sientan parte de esta obra que estamos haciendo y que ellos nos ayuden a cuidarla, que sepan que nosotros estamos siempre predispuestos a solucionar los problemas”.

“Acá se tendrían que haber conformado un consorcio para hacerse cargo de este tipo de obra, pero nunca ocurrió. Entonces la Cooperativa hizo un posteado con luminarias nuestras, lo que demuestra que estamos, que tenemos presencia en el barrio cada vez que nos lo solicitan. Quizá no con la rapidez que los vecinos pretenden porque tenemos que atender a toda la ciudad, pero venimos y reparamos lo que se rompe, pero llega un punto en que si no nos hacemos cargo todos no tiene sentido seguir invirtiendo”, indicó.

Por último, destacó que hay vecinos comprometidos y que en una próxima reunión se buscará reunir a muchos más “para seguir avanzando. No nos vamos a dar por vencidos en esto de lograr que las luminarias del barrio Constitución estén todas en funcionamiento”.

Noticias Relacionadas

- Advertisement -spot_img

Ultimas Noticias